ALL THE BEST LOCATIONS ARE LOCATED ON THE MARGINS

23 sept. 2011

EL CLAMOR POPULAR IMPIDE LA CENSURA EN RTVE

FUENTE: www.cuartopoder.es

Ya lo adelantaba nuestro compañero Javier Pérez de Albeniz a principios de este mes: la presidencia rotatoria en el Consejo de Administración de RTVE iba a dar mucho juego de aquí a las elecciones generales del 20 de noviembre y sus presagios se han cumplido. Ayer por la noche saltaba la bomba: el Consejo de Administración había decidido por mayoría de sus miembros que los consejeros tuvieran acceso a Inews, una red interna que utilizan los redactores para elaborar la información y los editores para seleccionar los temas, el orden de aparición y la duración, con lo que obviamente podrían tener acceso a las noticias antes de que se emitieran.


La propuesta la realizó Rosario López Miralles, periodista vinculada a RTVE desde hace más de 40 años y nombrada a propuesta del PP. Contó con los votos a favor de los consejeros del PP  y del consejero designado por CiU (5 votos). Se abstuvieron los consejeros nombrados a propuesta del PSOE, CCOO y ERC (4 votos) y sólo votaron en contra los consejeros designados a propuesta de IU y UGT (2 votos).

Tan descabellada y atentatoria medida contra los derechos de los ciudadanos a una información no manipulada ha tenido, afortunadamente, una vida breve: mañana se reunirá de nuevo el Consejo de Administración para anularla.

La propuesta se encontró de forma inmediata con la oposición de los trabajadores del ente, que emitieron un comunicado en el que se manifestaban totalmente en contra de la medida, señalando que: “El Consejo de Administración es el máximo órgano de gestión de la corporación y como tal asume la responsabilidad de servicio público de sus informaciones pero no sobre la forma en que esa información es seleccionada, captada, corregida y elaborada por los propios profesionales. Esa función recae de forma directa en la dirección de los servicios informativos, las jefaturas de área, los editores y todos los profesionales que forman parte de la cadena de elaboración de la información”.

Desde que la noticia saltó a los medios, las declaraciones de dirigentes políticos y organizaciones sociales no han dejado de sucederse. Las red social twitter, a través de los hastag #RTVEdetodos y #defiendeRTVE se llenaron de mensajes en contra de la medida y los políticos de los partidos implicados salieron inmediatamente a oponerse. Elena Valenciano y Esteban González Pons, fueron interpelados por sus seguidores y ambos justificaron a sus formaciones diciendo que los consejeros designados por ellos no consultan sus decisiones con el partido, que actuaron según su propio criterio pero que ellos no lo comparten.

La firmeza de los trabajadores y la repercusión mediática, ha provocado que, esta misma mañana, los cuatro consejeros del PP emitieran un escueto comunicado en el que, eludiendo su responsabilidad personal, manifestaban que el Consejo de Administración había aprobado que los consejeros dispusieran de la herramienta INews “por considerarla útil para el trabajo de los mismos” para después manifestar que “ante la oposición y el malestar que esta decisión ha suscitado entre los trabajadores de la Corporación y en amplios sectores de la opinión pública, hemos reconsiderado dicha decisión

La gravedad de los hechos no desaparece con la celebración de un nuevo consejo en el que se anule la medida y el hecho de que únicamente IU y UGT se hayan opuesto pone en evidencia la connivencia de los distintos partidos para utilizar la televisión pública para sus propios intereses, ahora que sus estándares de calidad y objetividad están contrastados. Los trabajadores de la Corporación han guardado este mediodía dos minutos de silencio y han decidido por mayoría pedir la dimisión de los miembros del Consejo que no se han opuesto a la medida.

Para los sindicatos presentes en el Consejo, esta intento de control previo de la información es resultado del desgobierno que existe en CRTVE desde que en el mes de julio dimitiera el presidente del Consejo, Alberto Oliart, y exista en la actualidad una presidencia rotatoria mensual. El presidente tenía atribuidas amplísimas prerrogativas y la mayoría de las decisiones las tomaba directamente, reuniendo después al Consejo, a título meramente informativo.

En la actualidad, la responsabilidad del Consejo queda diluida al ser la presidencia mancomunada;  cada consejero puede proponer cualquier asunto y éste se vota y se decide. Parece, claro está, que antes de proponer la votación del día de ayer, los consejeros del PP ya tenían claro que iba a salir aprobada, bien con votos favorables o con la abstención.

En esa misma línea se han manifestado a través de un comunicado la APM y la FAPE. Exigen a los grupos parlamentarios que nombren un nuevo presidente de manera inmediata, pues la televisión pública necesita un órgano de gobierno con autoridad y prestigio. Además, alertan, el Parlamento tiene pendiente la provisión de seis miembros del Consejo, cuyo mandato ya ha concluido. Parece difícil que el grupo socialista y el popular consigan el consenso necesario, a dos meses de unas elecciones generales, para nombrar un nuevo presidente, que además debe serlo por mayoría de dos tercios de la cámara.

No hay comentarios: